México tiene vigente con la Unión Europea un Tratado de Libre Comercio desde el año 2000. Este acuerdo debía ser revisado en 2008 pero no se hizo, por lo que ahora México está buscando modernizar dicho acuerdo para ampliar su  acceso al mercado europeo  para la inversión y servicios de acuerdo a la declaración del subsecretario de Comercio Exterior de México, Francisco de Rosenzweig.

Esta revisión es para México una oportunidad de ampliar su acceso al mercado europeo de bienes agropecuarios, tanto en materia de cobertura de productos como de reducción de aranceles, según la publicación de El Economista.

El subsecretario mexicano volverá a reunirse con las autoridades europeas en febrero próximo en México, a fin de dar continuidad a los preparativos para la reforma del acuerdo, con el objetivo de concluir un borrador para julio de 2014.